viernes, 30 de abril de 2010

El jabón Popeye

Aun cuando hemos avanzado en tecnología y tenemos lavadoras automáticas, secadoras (nosotros no, eso sí), gran variedad de detergentes, no hay nada mejor para los cuellosy puños de camisas que el JABÓN POPEYE. No sólo limpia-limpia sino que a demás protege las manos y deja un aroma a limpio. Ahora descubrí el de bebé y es más suavecito en aroma pero igual de excelente con la ropa.
Recuerdo cuando éramos muy pequeños, mis padres traían o encargaban uno del norte que era mucho más grande y se llamaba Bolívar. En esa época aun se lavaban lo pañales así que a mi mamá le venía de pelos dicho jabón.
Me gusta que estas tradiciones no se pierdan y, al menos yo, pienso seguir con ellas.
Un abrazo!

No hay comentarios:

Publicar un comentario